En este artículo, os vamos a ampliar información sobre un juguete que os publicamos en el artículo Top ventas de juguetes en el 2017.

Se trata de Hatchimals. ¿Os acordáis del Tamagotchi? Pues esto sería su versión adaptada a la última tecnología y a la vida real.

¿Cómo funciona?

Se trata de un huevo cerrado que incluye una mascota dentro. Puede ser un koala, pingüino o un dragón. Esta mascota está esperando dentro del huevo a que el niño interactue y juegue con él. Una vez suceda todo esto y en un periodo prudencial el propio muñeco romperá el cascarón y nacerá. Durante esta fase el niño puede picar en el cascarón, acariciarlo, y el muñeco le emitirá ruidos y el huevo emitirá luces.

La compañía creadora comentó que tuvieron que fijar ese tiempo en algo muy prudencial. El motivo es la impaciencia de los niños. Ese tiempo hasta que el muñeco picotea y rota la cabeza para romper el cascarón ronda aproximadamente los 30 minutos de juego continuo.

Una vez ha nacido no acaba aquí el juego y continua la interacción. El Hatchimal no se comporta igual recién nacido que a medida que se va haciendo mayor.


Hatchimals ha sido y es un gran éxito. Sus creadores han cuidado muy bien los detalles. El juguete no pierde su atractivo una vez ya ha «nacido». Han mantenido el atractivo del juguete puesto que se puede continuar interactuando.

Os recomendamos este juguete ya que tenés el exito asegurado. Tal es el éxito que en Inglaterra y EEUU se agotaron en el Black Friday.

Os dejamos acceso a Amazon y Aliexpress para que podáis verlos y elegir el que más os guste.